Estamos en pleno mes de mayo, disfrutando de días soleados y buen tiempo. Es el momento de organizar planes fuera de casa, romper con la rutina y hacer escapadas a la montaña. La mejor opción es apostar por la Serra de Tramuntana, en nuestras casas rurales Mallorca. Sin duda, una oportunidad perfecta para desconectar del estrés laboral y rodearte de naturaleza, tranquilidad y armonía. Aquí tendrás la oportunidad de cargar pilas de nuevo y empezar la próxima semana con toda la fuerza necesaria.

En nuestra finca, ubicada a las afueras de Esporles, en pleno GR 221, podrás practicar senderismo, hacer excursiones, descubrir bonitos lugares de la Sierra cercanos y en definitiva, impregnarte de las sensaciones que ofrece este territorio histórico en Mallorca, declarado patrimonio de la humanidad por la UNESCO en 2011.

Casas rurales Mallorca para todos los gustos en la Sierra de Tramuntana

En nuestra finca disponemos de 3 casas totalmente diferenciadas, pensadas para cada necesidad y preferencias. Cada una de ellas, con un estilo rústico y rural, acorde con el entorno.

 Por una parte está la Casa Esporles, típica construcción mallorquina a modo de albergue, de lo más indicada para acoger a grupos de senderistas y excursionistas. Consta de unos 100 m2, con 2 habitaciones, una de ellas con literas, y con una capacidad máxima de 8 personas. Además de cocina, baño, comedor y un acogedor salón, luminoso y con chimenea. Tiene un jardín con barbacoa que hace posible pasar grandes momentos en buena compañía, disfrutando de unas vistas espectaculares a la Sierra.

 Por otra parte, encontramos la Casa Na Servera, una espectacular finca, de 250 m2, con jardín, terrazas y cerca de la piscina comunitaria con la que cuenta la finca. Tiene una capacidad para entre 9 y 12 personas.

 Y además de estas 2 casas, contamos también con la casa rural Es Lledoner. Se trata del antiguo establo de la finca, pero totalmente reformado y habilitado como pequeño loft, perfecto para parejas. Consta de 30 m2, con baño, televisión y una terraza junto a un centenario lledoner, que le da nombre. Es perfecta también para parejas con un bebé, ya que podemos incorporar una cuna.

 Os esperamos a todos para enamoraros tanto de nuestra finca como de la Sierra de Tramuntana en general, una de las zonas con más encanto y más fascinantes de Mallorca.